¿Se puede reducir la factura de luz sin bajar el consumo de energía ni invertir en eficiencias?

¡Sí! Hay usuarios que pueden contratar y negociar directamente el precio de su energía.

 

El sistema eléctrico chileno divide a los usuarios en dos: clientes libres y regulados. Estos se diferencian por el tamaño que tienen, medido a través de su potencia conectada.

 

  • Clientes libres: Aquellos que poseen una potencia conectada superior a 500 kW, pueden elegir esta opción solicitándolo expresamente. Para ser cliente libre, deben firmar un contrato con un suministrador (hoy en día un generador o distribuidor) donde fijan condiciones tales como un precio de energía, potencia mínima facturable, factores de actualización de precios, plazos de pago, entre otros.
  • Clientes regulados: corresponde a los consumidores que poseen una potencia conectada menor o igual a 500 kW o que no han decidido ser clientes libres cuando su potencia conectada es mayor a 500 kW y menos a 5.000 kW. El precio de energía es regulado y se define a través de licitaciones de suministro.

 

¿Qué otros requisitos hay para ser usuario libre? 

 

Según la normativa vigente, los usuarios finales con potencias conectadas inferiores o iguales a 5.000 kW, podrán contar con un suministro eléctrico en calidad de cliente libre, cuando ocurra alguna de las siguientes circunstancias:

 

  1. Cuando se trate de servicio por menos de doce meses;
  2. Cuando se trate de calidades especiales de servicio a que se refiere el inciso segundo del artículo 130º
  3. Cuando el momento de carga del cliente respecto de la subestación de distribución primaria sea superior a 20 megawatts-kilómetro
  4. Cuando la potencia conectada del usuario final sea superior a 500 kilowatts. En este caso, el usuario final tendrá derecho a optar por un régimen de tarifa regulada o de precio libre, por un período mínimo de cuatro años de permanencia en cada régimen. El cambio de opción deberá ser comunicado a la concesionaria de distribución con una antelación de, al menos, 12 meses.”

 

¿Si paso a ser cliente libre y cambio de suministrador, ¿la distribuidora me dejará de atender?

 

¡No! Las empresas encargadas de llevar la energía a su inmueble seguirán operando con normalidad, mantendrán la misma calidad de servicio y no podrán discriminar a ningún usuario sin importar quienes sean sus suministradores.

 

¿Cómo es que llega la energía? 

 

Para que la energía llegue a cada lugar de consumo, se genera o produce en plantas de distintas fuentes, estas se conectan al Sistema Eléctrico Nacional (SEN) a través de la transmisión eléctrica en Alta Tensión (AT ). Estas líneas se conectan a subestaciones (SSEE) que alimentan a través de los sistemas de distribución las ciudades con cables de Media y Baja Tensión (MT y BT) hasta el punto de consumo. Cada una de estas etapas tienen costos asociados.

 

La transmisión de energía eléctrica se desarrolla mediante licitaciones públicas, que a su vez son motivadas por la necesidad de nuevas líneas o expansión de sistemas existentes identificadas por estudios desarrollados por el Coordinador Eléctrico Nacional (CEN) y la Comisión Nacional de Energía (CNE). Por su parte, la distribución de energía eléctrica son concesiones entregadas por la Superintendencia de Electricidad y Combustibles y se pagan con tarifas fijas fijadas por la Comisión Nacional de Energía, sin posibilidad de negociación.

 

Por otro lado, la generación de energía es un mercado libre y suele tener costos muy distintos entre un proyecto y otro dependiendo de la fuente utilizada para generar la energía (hidráulica, térmica, eólica, fotovoltaica, entre otros). Es en este componente que se determina el precio de la energía unitario que será aplicada en función a la cantidad de energía consumida por cada cliente libre.

 

Electro movilidad

 

Los beneficios de ser usuario libre y contratar con Atria Energía: 

 

  • Ahorro de aproximadamente el 20% en la cuenta de la luz
  • Atención técnica preferencial 24/7
  • Condiciones adaptadas a tu necesidad
  • Asesoría de nuestro equipo técnico especializado para lograr eficiencias
  • Posibilidad de instalar y financiar panales solares al mismo precio

 

A diferencia de otros suministradores, Atria Energía ofrece una propuesta hecha a medida para cada cliente adaptándonos a su necesidad (respaldo de energía, potencia estacional, flexibilidad de ampliación de carga, financiamiento, implementación de proyectos eléctrico, entre otros).

 

En Atria Energía somos flexibles, creativos e innovadores y sumado a nuestro compromiso con el desarrollo de nuestros clientes, estamos seguros que tenemos la mejor solución para ti.

 

Para saber si calificas como cliente libre, habrá que verificar que la potencia conectada sea mayor a 500 kW. Otra referencia es el monto total facturado mayor a $5,000.000 mensuales.